¿Recuerdas la última vez que te identificaste con una historia? Puede ser cualquiera, una película, un cuento o incluso una canción; y ahora ¿recuerdas el último anuncio o blog que te topaste? En el caso de que los recuerdes, es casi seguro que lo hagas porque, en algún nivel, la historia que se contaba en ellos hizo clic y se quedó contigo.

Con seres humanos amamos el que nos cuenten historias de lo que sea y como sea por el simple hecho de que nos hacen sentir y comprender nuestro entorno; no por nada es uno de los artes más antiguos que existen y que seguimos usando día a día.

Ese es el poder del storytelling.

En marketing, el contar historias ha empezado a sonar con mucha más frecuencia con la creación de contenido para las marcas, pero ¿es lo mismo contar un cuento que la historia de una empresa?

La respuesta te sorprenderá, pero antes definamos el término.

 

Esto es el storytelling

Si nos ponemos muy técnicos, el storytelling es el arte de contar una historia con el fin de generar una emoción en el receptor.

Ya enfocándonos en el marketing como tal, este es una técnica que consiste en crear contenido que conecte emocionalmente con los usuarios a los que te estés dirigiendo, ya sea a un nivel lógico, espiritual o sentimental.

A pesar de que suena como una técnica actual, lo cierto es que el storytelling siempre ha tenido un lugar especial en el corazón del marketing, solo que se ha mudado de los medios tradicionales a los online, tan solo recuerda los comerciales de Coca Cola de cada diciembre para darte cuenta de que siempre ha estado ahí la magia de una buena historia.

 <<También puedes leer: ¿Qué es y cómo crear contenido nativo?>>

Tipos de storytelling

Así como en la literatura tenemos varios géneros para elegir, en la creación de contenidos pasa lo mismo y puedes contar historias de ficción que giren entorno a tu marca, pero que al final generen ese clic emocional con tu audiencia.

También puedes contar la historia de tu marca, cómo ha evolucionado con el pasar de las décadas. Este tipo de storytelling es el preferido de marcas de autos o bebidas que llevan entre nosotros un buen tiempo y por lo general apelan a los sentimientos de superación.

Otro “género” en la creación de contenido que es muy eficaz para el engagement es el de situaciones reales de consumo. En este Mastercard o Coca Cola son los expertos, es cierto este último luego nos da historias muy rosas, pero tienen el efecto deseado, que es que en una situación común (una reunión familiar) se cree ese ambiente hogareño y acogedor con el producto de por medio.

El otro tema del que puedes sacar provecho es el de los valores de la empresa. Este tipo de historias es muy característico del marketing deportivo, tan solo recuerda los comerciales de Nike o Adidas y te darás cuenta de que van mucho a los valores de la disciplina y la perseverancia.

Los clubes deportivos también apelan mucho a esto de los valores, pues causa un sentimiento de pertenencia.

 

<<También puede interesaste: Marketing de contenidos: Qué es y cómo hacer tu estrategia>>

Elementos del storytelling

Acá vemos otra coincidencia con las historias literarias o “comunes”, por decirlo de alguna forma, que es que tienen los mismos elementos que un cuento que son mensaje, ambiente, personajes y conflicto.

El mensaje del contenido de tu empresa debe ser fuerte, la idea a transmitir es lo que genera el engagement con el cliente al transformar o marcar a cierto nivel a tu receptor. Y ese mensaje toma consistencia con el ambiente que le pongas. Sé lo más descriptivo, ya que eso ayuda al lector o al espectador a entrar de lleno en la situación que enfrentan los personajes de la historia y el conflicto que tienen que resolver con tu producto.

¿Y de qué sirve?

Bueno después de este sin fin de teoría de lo que es y de cómo se compone el storytelling ¿para qué sirve incorporarlo en mi marca?

La respuesta es simple: recordación de marca y aumento de engagement por la conexión emocional que se genera entre la marca y el público. Esto a su vez va generando una mayor audiencia con clientes potenciales para tu empresa.

Como decíamos al principio, ese es el poder que tiene el contar una buena historia.

Author: Smile Marketing

También te puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más sobre Mundo Inbound